Regístrese>>

Revista Pan Caliente

¿Qué tienen en común las mejores panaderías de Colombia?

¿Qué tienen en común las mejores panaderías de Colombia?
Septiembre 03, 2020
3 Comentarios
"El ser humano siempre ha querido encontrar la receta del éxito para su vida y los negocios. Es por esto, que muchos expertos se han dedicado a investigar las empresas exitosas con el fin de condensar los puntos en común que les ha permitido llegar a la cumbre y ser reconocidas, entre estas están: Estar comprometidos con la gente (con sus clientes, proveedores, trabajadores), una buena gestión y administración (de los espacios, personal y los recursos), tener un know how establecido y controlado, ser innovadores y mantener una excelente comunicación tanto interna como externa. "


Por: Comunicación Digital Levapan.


Sin embargo, aunque todos estos puntos son importantes y convergen en todos los sectores, cada industria tiene unas particularidades que son importante atenderlas y conocerlas con el fin de poder ser mejor cada día. Es por esto que a continuación damos a conocer la receta del éxito de algunas de las mejores panaderías y pastelerías de Colombia que son un referente para la industria:


ST. HONORÉ


Ubicada en Chía, Cundinamarca. Su receta del éxito se basa en lo que ellos llaman la comida honesta. Lo que significa utilizar ingredientes reales, información real, trato y pago justo a los colaboradores y pasión y dedicación para preparar diariamente los productos.


“Nuestro mayor reto en la panadería ha sido acoplarnos a todos los cambios y adversidades de la situación que se vive actualmente y continuar con energía positiva. Por eso, les recomendamos a todas las personas que quieran emprender en este negocio que hagan las cosas honestamente y de forma excelente. Estudiar cada detalle para que los clientes perciban la dedicación y el amor con el que se hacen las cosas. Entregar todo el corazón”, asegura Luisa Fernanda Jiménez, chef pastelera y propietaria de St. Honoré.


Y aunque cada vez exista más competencia en el mercado, afirma que los clientes cada vez son más conscientes de lo que quieren, necesitan y de los alimentos. Entonces, buscan productos más personalizados y especiales que cuiden su salud y les permita seguir unos ideales o unas tendencias. Es decir, los consumidores ahora se involucran más en todos los procesos, quieren conocer de dónde viene lo que se están comiendo, cómo se prepara y qué efecto tiene en el organismo.


“Respecto a la innovación tenemos generalmente en cuenta dos criterios que son: lo que le gusta al cliente y lo que nosotros queremos mostrar y representar. Para nosotros la innovación involucra toda la experiencia y el producto. Nuestra propuesta es hacer de materias primas sencillas y de buena calidad, algo extraordinario”, agrega Luisa Fernanda.


Una de las panaderías que más admira es la panadería Boudin en Estados Unidos la cual se caracteriza por ser un negocio familiar que ha perdurado de generación en generación en el tiempo, pero que ha logrado crecer e innovar en productos y experiencias al consumidor. Y aunque ahora producen pan a gran escala, no dejan de brindarle una experiencia completa al cliente, sin olvidar la calidez ni la personalización de los productos en los puntos de venta.


Efraín Casa del Pan


Es una panadería artesanal ubicada en Bucaramanga. Su éxito se basa en la disciplina, la experimentación y la constancia.


“En la panadería todos los días son iguales, pero todos los días son diferentes. Aunque saquemos los mismos productos todos los días, estos se comportan de manera distinta. Hay cambios en la harina, en la temperatura, en el agua, y hay cosas que ocurren en la etapa de producción que hay que adaptarse día a día. Sin embargo, hemos sido muy francos cuando hemos cometido errores y muy honestos con los productos”, establece Cristian Arenas, propietario de Efraín Casa de Pan.


A pesar de que este oficio propone muchos retos que se deben superar cada día, empezando porque las panaderías trabajan con vida y existen diversas variables que afectan el producto como lo son los ingredientes, el origen de estos, la temperatura e incluso el estado de ánimo; hay temas de gestión de compra, horarios y fluctuaciones del mercado que dinamizan la operación. Por eso, no es un oficio estático. “Por ejemplo, con el coronavirus tuvimos que volvernos virtuales. Duramos dos meses trabajando a puerta cerrada, entonces llegaron los nuevos retos como los empaques, el etiquetado, el tamaño de los recibos, la nueva forma de comprar y de vender, que ni siquiera esperábamos, pero que había que superarlos”, agrega Cristian.


Es por esto que les recomienda a los panaderos que siempre tengan en mente una meta que quieran lograr para poder defenderla a toda costa y no perderse en el camino. “Si quieren hacer el pan más rico, el mejor, el más barato, el más diferente, hay que competir por ello en el mercado. Esto es importante definirlo en la idea de negocio y creerse el cuento. Entender que todo lo que se hace debe ir acorde para cumplir este objetivo. Por eso, hay que hacer las cosas con seriedad, investigando y creando sociedades, empleando bien a las personas y teniendo una gestión de costos apropiada. Este es el camino para que las cosas funcionen”.


Desde un inicio, en Efraín Casa de Pan han sido muy académicos. Han estudiado y se han formado para ser panaderos. “Digamos que lo que hemos intentado es crear nuevos productos dependiendo la estrategia comercial que tengamos. Hemos tenido un viaje por el mundo y hemos investigado los panes de otros países, los más simbólicos, para adaptarlos al consumo local. La idea es probar nuevos productos y utilizar ingredientes locales como el queso Paipa, la guayaba, el queso costeño, el maíz pelao, la harina de sagú, los dátiles; para crear nuevos productos que mezclen los ingredientes locales con lo que se produce en otros países. Así, vamos creando una panadería diferente. En la que se cambian los tipos de harina, las técnicas, los armados y los procesos de fermentación”.


Para Cristian, existen muchas panaderías y panaderos que admira. Pero, destaca la panadería Astral de Villa de Leyva, Suculenta, Asha de Cartagena, Árbol del Pan, entre otros.


Casa Taller de Diana


Para Diana Acevedo, la mejor pastelera de Colombia, las mejores panaderías y pastelerías del país tienen en común la calidad de los productos y la atención al cliente. También que siempre están pendientes de la competencia, de las nuevas propuestas que se lanzan al mercado y las variables en los costos de los insumos que les permite competir a un precio justo. Además, que innovan semestralmente en cuanto a productos y mercadeo, y utilizan productos de temporada. Allí, considera que está la clave del éxito.


¿Qué otras claves consideras que hacen falta para alcanzar el éxito en una panadería?



 



Inicia sesión.

Disfruta de los beneficios que ofrecemos para nuestros clientes registrándote en nuestro sitio.


Iniciar Sesión Recuperar clave

Recuperar Cancelar
×